Restaurantes de Cd. de México desafían cierres por pandemia

Full Screen
1 / 3

Copyright 2021 The Associated Press. All rights reserved

Unas personas comen en unas mesas colocadas al aire libre el lunes 11 de enero de 2021 en el restaurante Sonora Grill, ubicado en el Paseo de la Reforma de la Ciudad de Mxico. (AP Foto/Rebecca Blackwell)

MEXICO CITY – CIUDAD DE MÉMás de tres semanas después de que la Ciudad de México implementó medidas de confinamiento por segunda ocasión desde que empezó la pandemia de coronavirus, algunos restaurantes ignoraron las advertencias de las autoridades locales y reabrieron sus puertas con capacidad limitada el lunes bajo el lema “O abrimos o morimos”.

Este segundo confinamiento ha sido aún más doloroso para los restauranteros y su personal. Diez meses después de que empezó la epidemia en la nación, ya han agotado sus ahorros, renegociado sus alquileres y acortado los horarios laborales de sus empleados, todo eso mientras operan con pérdidas.

Al llegar el otoño habian recuperado algo de estabilidad después de que un público cauteloso se sintió relativamente cómodo comiendo en restaurantes con capacidad limitada. Pero el aumento de infecciones previsto para el invierno llegó justo cuando la gente bajó la guardia y, en muchos casos, asistió a reuniones durante la temporada navideña.

Ahora los empleadores tienen menos opciones más allá de de despedir trabajadores. Y al recorrer casi cualquier calle se pueden observar tiendas cerradas y letreros de “Se renta”.

“Ya estamos al límite”, dijo Giulliano Lopresti, quien volvió a abrir su restaurante argentino Quebracho el lunes. “No tener certeza para operar en semáforo rojo (la fase restrictiva) ya es condenar a las empresas, a los restaurantes, a que se cierren por la incertidumbre”.

El gobierno mexicano no ha brindado ayuda a las pequeñas empresas como lo ha hecho Estados Unidos. La jefa de gobierno de la capital mexicana, Claudia Sheinbaum, ofreció condonar el pago del impuesto sobre nóminas de enero, pero Lopresti dijo que ésa es el área que menos preocupa a los empleadores.

Las autoridades no han condonado los pagos de seguridad social para los trabajadores y Lopresti no quiere dejar a sus empleados sin atención médica. Varios dueños de negocios dijeron que la Comisión Federal de Electricidad, operada por el gobierno, ha mostrado una actitud más difícil que nunca, cerrándoles sus oficinas y haciéndoles casi imposible impugnar los exorbitantes recibos de luz.

A mediados de diciembre, debido a la alta ocupación de los hospitales, la Ciudad de México regresó al nivel de alerta rojo, lo que significa que se debe suspender el servicio de comedor en los restaurantes y volver al servicio para llevar y a domicilio únicamente. Los hospitales de la capital, que es el epicentro del COVID-19 en México, estaban al 92% de su capacidad.