Oficiales de Miami-Dade debaten sobre la “epidemia de violencia armada”

Líderes locales se reúnen para buscar respuestas sobre problemas de violencia en las comunidades de Miami-Dade

Alcadesa del condado Miami-Dade se reune con líderes de la comunidad
Alcadesa del condado Miami-Dade se reune con líderes de la comunidad (WPLG)

MIAMI-DADE COUNTY, Fla. – La Alcaldesa del condado Miami-Dade, Danielle Levine Cava, y otros líderes locales llevaron a cabo una conferencia de prensa el martes para hablar sobre lo que ellos llaman la “epidemia de violencia armada” en la ciudad y para crear conciencia sobre la investigación de un tiroteo qué resulto en la muerte de una niña de 6 años el mes pasado.

Según Levine Cava la violencia con armas “es una crisis de salud pública y debemos tratarla de esa manera”. Dice también que la intervención y ayuda de parte de la comunidad, puede prevenir estos crímenes violentos. “Podemos y debemos revertir estas tendencias alarmantes”, dijo la alcaldesa, y agregó que “debemos trabajar juntos” para detener la violencia.

Según las autoridades, Chassidy Saunders, de 6 años, murió a causa de un disparo mortal mientras asistía a una fiesta de cumpleaños la noche del 16 de enero, en Miami.

El tiroteo también dejó dos adultos heridos, incluyendo un empleado de la Oficina de la Fiscalía del Condado de Miami-Dade. Testigos del tiroteo le dijeron a la policía que el atacante huyó en un vehículo negro.

No se han producido arrestos en el caso.

El director de la policía de Miami-Dade, Alfredo “Freddy” Ramirez, repitió las declaraciones de la alcaldesa, sobre trabajar juntos para buscar justicia para las víctimas de la violencia armada e impedir delitos en el área.

“Te necesitamos”, dijo Ramirez. “Renuncia a esta gente”.

Ramirez advirtió que, al no ayudar encontrar estos criminales, los residentes se están poniendo en riesgo a ellos mismos y a sus seres queridos.

Cualquier persona que tiene información sobre el tiroteo que involucró a Chassidy debe llamar a Crime Stoppers de Miami-Dade al 305-471-8477. La recompensa para información que resulta en la detención de sospechosos de este crimen se ha incrementado a $5,000.