Residentes de varias comunidades expresan su indignación con la misma empresa de gestión inmobiliaria

Los residentes dicen que faltan fondos y que no se celebran elecciones para la junta directiva

NORTH MIAMI, Fla. – Los habitantes de varias comunidades del sur de Florida con Asociaciones de Propietarios afirmaron que estaban viviendo una pesadilla y que todo se debía a una empresa de gestión de propiedades.

“No hay finanzas, se falsifican las elecciones”, dijo el propietario de un condominio, Manny Ferreira.

La reportera de investigación de Local 10, Amy Viteri, visitó el condominio 3 Horizons East, en North Miami, donde varios vecinos se reunieron en los pasillos, cada uno con un problema que compartir. Las quejas se centraban en el administrador de la propiedad, Michael Curtis, y en su empresa BDM Property Management LLC.

Los propietarios alegaron que Curtis instaló fraudulentamente su junta directiva de la HOA.

Cuando se le preguntó si había elecciones, la propietaria de la unidad, Jenny Trujillo, declaró: “No. No ha habido elecciones aquí en cuatro años”.

Sin elecciones y sin ayuda, según los vecinos. Señalan las prácticas de remolque depredadoras dirigidas a los propietarios, la rotura de las tuberías del edificio que inundan las unidades con aguas residuales y dejan moho visible, junto con los vendedores impagados que se niegan a hacer las reparaciones, lo que hace que algunos residentes tengan que pagar de su bolsillo.

“Me cobró 299 dólares... es el fontanero”, dijo la residente Wendy John, que mostró un recibo de pago a un fontanero para arreglar una tubería vertical que pertenecía al edificio, pero que inundó su unidad.

Los vecinos dicen a Local 10 que parece que no se han contabilizado miles de dólares en concepto de cuotas de mantenimiento. Los propietarios dicen que están atascados debido a varios embargos sobre la propiedad.

Actualmente hay un embargo sobre el edificio por impago del alquiler del terreno desde marzo. La cantidad que se debía era de aproximadamente 25.000 dólares.

Trujillo explicó que para cualquier propietario que quisiera vender y mudarse, eso significa que no puede.

La asociación también debía 84.000 dólares en concepto de sanciones por infracciones del código de incendios, lo que supuso otro gravamen sobre la propiedad. Los vecinos dicen que no han podido utilizar la piscina y el centro recreativo de la comunidad.

“Porque no hemos pagado la cuota de recreo de 1.500 dólares al mes y más desde 2019″, explicó Trujillo.

Una factura mostraba que el saldo era de 63.000 dólares. Pero Trujillo dijo que los propietarios han estado pagando sus cuotas de mantenimiento y proporcionaron recibos para demostrarlo. Local 10 visitó la oficina de BDM en Pompano Beach para preguntar directamente a Curtis sobre los pagos pendientes.

Curtis no se acercó inmediatamente a la puerta de su oficina, pero estaba dentro. Las cámaras lo captaron asomándose desde una esquina varias veces antes de acabar abriendo la puerta. Dijo que no podía hablar debido a una llamada de zoom en curso, pero pidió un correo electrónico con preguntas.

Local 10 recibió un correo electrónico del abogado de Curtis, que rebatió muchas de las afirmaciones de los propietarios, pero no ofreció ninguna prueba. Por ejemplo, afirmó que el contrato de arrendamiento de recreo estaba al día, pero un contacto del centro de recreo declaró en un correo electrónico

“No nos han pagado. No estoy seguro de por qué el administrador de la propiedad diría eso. Repito, no hemos recibido ningún pago”.

Mientras tanto, Local 10 tuvo conocimiento de varias comunidades gestionadas por BDM en las que los propietarios tienen quejas muy similares.

Una de esas comunidades, Fairways of Sunrise, está demandando a BDM. Entre las quejas, los registros de la corte revelaron que en 2020 la HOA de Fairways recibió un acuerdo que ascendía a 440.000 dólares por los daños causados por el huracán Irma.

Pero los propietarios dijeron que nunca vieron ese dinero. En la corte, Curtis dijo que no tenía conocimiento de ningún pago. Pero los registros bancarios de ese mes mostraban que su empresa BDM recibió un cheque de la HOA por 439.000 dólares, casi la misma cantidad.

“Desgraciadamente, para un propietario es una batalla ardua luchar contra este tipo de lío en una asociación”, explicó la abogada Alessandra Stivelman. No debería ser así. Pero es la realidad”.

Stivelman está especializada en derecho de las asociaciones de condominios y dijo que la carga de vigilar a su junta directiva y al administrador de la propiedad recae en los propietarios de las unidades. Deshacerse de cualquiera de ellos puede ser costoso y llevar mucho tiempo.

“En última instancia, me gustaría ver una mayor implicación del departamento de policía cuando hay denuncias y más fondos y personal asignados a los delitos económicos”, dijo Stivelman.

El Departamento de Regulación Empresarial y Profesional del estado supervisa a las empresas de gestión inmobiliaria y ha citado a BDM y a las propiedades que gestiona por denuncias anteriores.

El DBPR está investigando actualmente nuevas denuncias de 3 Horizons East. Un portavoz del organismo dijo a Local 10 que tiene autoridad para revocar la licencia de un gestor, algo que, según los propietarios, debe ocurrir.

“Queremos vivir en paz”, dijo Trujillo. “Póngannos al día, dígannos dónde está todo nuestro dinero, dígannos quién no paga... sean honestos”.

Un portavoz del DBPR dijo a Local 10 que estaban revisando las quejas actuales y que la revocación de la licencia sería una opción que considerarían en función de la infracción encontrada y de lo que se determinara en esa revisión.


About the Author:

Amy Viteri is an Emmy Award-winning journalist who joined Local 10 News in September 2015. She's currently an investigative reporter and enjoys uncovering issues facing South Florida communities. A native of the Washington, D.C., area, she's happy to be back in South Florida, where she earned a masters degree at the University of Miami.